CONSULTAS:

DONOSTIA

Arrasate,43-1º   Oficina 1  

 

 

 

 

 

 

PAMPLONA

Asunción, 4 -7D

 

 

 

                    Te enseñamos a alimentarte                

                

7 Consejos para mejorar la alimentación de los niños inapetentes


1 06 2015, 23:28


niña que no quiere comer-1.jpg

Cada comida una nueva batalla

Fecha: 01/06/2015

Por Judith Fernández

7 Consejos para mejorar la alimentación de                              los niños inapetentes

Cada comida una nueva batalla

A los niños inapetentes les cuesta mucho comer, pueden pasar horas delante del plato o masticando el mismo bocado. Tienden a picar entre horas pero no son capaces de comer o cenar con fundamento.

Descartado algún problema de salud y con el fin de evitar que su dieta caiga en deficiencias vamos a llevar a cabo unas pautas nutricionales y de estilo de vida.

¿Por qué un niño deja de comer?

Cuando un niño comienza a ser irregular en las comidas  puede estar reflejando  algunas dificultades de adaptación. Es la forma que tienen de llamar nuestra atención. Diversos estudios indican que los niños entre los 2 y 7 años pasan por algún episodio de inapetencia que se resuelve de manera espontánea.

Si  no quieres perder los nervios presta atención a los siguientes consejos:

Consejo nº1: no alargues demasiado el tiempo de la comida

No queremos que la comida se haga interminable. Podemos darle 30 minutos para comer tranquilamente, , por lo que si no come en la comida del medio día dentro de este margen de tiempo, se le retira el plato sin disgustarnos, y tendrá que esperar a la merienda. De este modo no perderá el ritmo de horarios.

Consejo nº2: comer sin distracciones

La televisión es una de las mayores fuentes de distracción para los niños. Se quedan absortos y además existe la posibilidad de que coman más lentamente por el mero hecho de poder ver durante más tiempo su programa preferido.

Comer con la televisión apagada ayuda a concentrarnos en lo que comemos, además de potenciar la comunicación familiar.

Los teléfonos móviles de los padres no deberían estar presentes en las comidas, puesto que los niños van a copiar el modelo de referencia que tienen delante y también querrán sus propios “juguetes” en la mesa.

Consejo nº3: niños ¡Vamos a hacer la comida!

Se trata de una idea estupenda para trabajar la vinculación afectiva. Enseñar a cocinar es la mejor vía para estimularles y enseñarles hábitos saludables.

Además aumentamos su curiosidad por probar nuevos alimentos.

 

 

Consejo nº4: elimina aquellos alimentos poco nutritivos y que quiten el apetito

Es normal que les permitamos comer algunas golosinas. Sin embargo, en exceso son perjudiciales para su salud, puesto que son ricas en calorías vacías y muy bajas en nutrientes.

Es más, si comen golosinas y dulces entre horas, se se saciarán y no tendrán apetito en las comidas principales.

Consejo nº5: no utilices los alimentos como premio o castigo

Premiar o castigar a los niños con frases como “si te comes toda la comida, te compro una chuche” o “si no comes el pescado, te quedas sin tele”. Son frases que deberíamos evitar a toda costa.

El niño al principio no relaciona la comida con la manipulación, pero este mecanismo se puede crear si se generan premios o castigos en el momento de alimentarlo. Además, si se le castiga por no comer determinado alimento, desarrollará una asociación negativa con el mismo.

Consejo nº6: nuevas recetas y nuevas presentaciones

A la hora de preparar las comidas debemos de tener en cuenta la presentación de los platos. La cantidad, los colores y hasta la forma en que disponemos los alimentos en el plato influyen en las preferencias de los niños.

 

 

Consejo nº7: los padres como ejemplo

Como en todo los padres son su referente, en la alimentación también se aprende, por ello es muy importante el papel de las figuras paternas a la hora de educar en la alimentación.

Seguramente hemos oído en alguna ocasión que como la comida de nuestra madre no hay ninguna, esto se debe a que asociamos ese sabor a determinados momentos de ocio y disfrute.

Los padres son la fuente de inspiración de sus hijos, si no mantienen una dieta saludable, es muy difícil que el niño adopte hábitos saludables.

 

          Mira nuestro video de presentación                   

                                                      

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando  su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y a nuestra política de cookies.

       Pinche el enlace para mayor información sobre Política de Cookies y Aviso Legal